Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de 2008

Nochebuena en familia...

"Lo quiero todo... y lo quiero ahora" Queen
Como era tradición, todos acudimos a cenar al viejo caserón de la abuela. Todos incluida mi primita Eva, recien separada de su última pareja. La abuela mantenia su cutis y su casa, como si los últimos 20 años no hubieran pasado: la chimenea encedida, la vieja caldera de carbón calentando todos los ostentosos radiadores decorados de fundición, las guirnaldas... Bajo el arbol, con alineacion militar, como todos los años , una perfecta sucesion de paquetes envueltos en papel dorado con lazo rojo de menor a mayor tamaño, cada uno con el nombre del afortunado... Comenzó la cena cuyo menú tambien conocíamos. Es curioso, pero el hecho de conocer de antemano cómo trasncurriría la noche, lejos de parecer tedioso, convertía la experiencia en previsible y acogedora... y sin embargo, mi presuncion estaba lejos de ser acertada. . Minutos antes de sentarnos a cenar, cada uno en el habitual sitio asignado (a mi me correspondía en la esquina más alej…

Dura Semana (2): El impulso contrataca...

Stan Getz Y Joao Gilberto: Tonigth I Shall sleep...
De pie ante mi... abandonada a mis lúbricos deseos...
- Con delicadeza, pero sin compansión, inmovilizaré tus muñecas... ataré tus tobillos... y serás mia... cuando... como... donde y cuanto desee...
Te mordiste ligeramente los labios y asentiste levemente
- Desnúdame ahora.
Sin dilación pusiste a ciegas tus manos sobre mi cuello. Tus manos descendieron al primer boton de la camisa y, con torpeza, empezaste a desabrocharla. Tu pelo se situó de nuevo junto a mi rostro mientras continuabas con cada uno de los ojales... Al llegar al pantalon, comencé a recorrer tu nuca con mis dedos... luchaste con el cinturón en el mismo instante que mis dedos atravesaron tu pelo y en ese momento... tus labios se dirigieron a besar el abultado miembro aprisionado tras mi jean. Tus labios y tus dientes comenzaron a recorrerlo. Podia notar el calor de tu deseo...
- Eso ahora no. Sigue
Despegaste tu mejilla de mi y tus manos volvieron al jean, a sus botones, y …

Dura semana (1)...

Autum Leaves - Stan Getz (grabacion realizada por Stan cuando su conocido cancer de hígado había puesto fecha a su ultima nota) Una semana. . Una larga semana de interminables siete dias.... Durante la semana que faltaba para verte, te paseaste delante de tu cam en albornoz, mandaste mensajes incendiarios al movil del trabajo, utilizaste la videollamada para que viera cómo te acariciabas y con tu volumen a todo gas, me brindaste (y aún más a los compañeros del vagon de cercanias) una serenata de susurros, gemidos y procacidades...
Una interminable semana. . El sábado, al fin, te llamé, "espérame en tu habitación sobre las 22:00", pero antés hice unas compritas para ti: en Hermes recogí varios twillys de esos vintage que tanto te gustan.
No llegué hasta casi las 24:00. Varias veces, con sus correspondientes mensajes, intentaste comunicar conmigo. Yo, mientras, esperando plácidamente en el coffe-shop del hotel...
- Subo en 2 minutos. Deja la puerta abierta
Sé de sobra que te atemoriza…

300.000...

La primera entrada de este blog se publicó el 2 de Noviembre del 2.005. Tres años y un dia más tarde este pequeño espacio cuenta con muchas más de 300.000 visitas (durante 4 meses el contador no ha estado operativo). Sólo en el pasado mes de Octubre se han contabilizado el acceso a más de 9.500 páginas.

Nunca las cifras han sido de mi interés... Quizás, solo como escusa para poder devolver a vosotros, los lectores-as y visitantes de mis sueños, 300.000 susurros de agradecimiento...
El tiempo que dedicais a leer y visitarme es vuestro, y la decision de "compartirlo" con mis lecturas me conmueve.

11 besos a tod@s.

Palabras simples...

calor, incontrolado
sudor
amor y
deseo, incontrolado
...
piel, ardiente
caricias
labios
besos ardientes
...
cabello, tumultuoso
cuello
hombros
mordiscos tumultuosos
...
senos, trémulos
aureola
pezones
lamer trémulo
...
espalda, infinita
vértebras
pecas
pecado, infinito
...
deseo, pecaminoso
nalgas
ano
tentacion pecaminosa
...
labios, húmedos
olor
sabor
tu sexo, húmedo
...
mi sexo, lujurioso
duro
tímido
profundo
acompasado
salvaje
descontrolado
desbordado
esencia... lujuriosa
...
Incontrolado, ardiente, tumultuoso, trémulo, infinito, pecaminoso, húmedo, lujurioso... ¿sabes ahora como me siento, en simples palabras?

Taxi...

Compartía su mirada a través del retrovisor del taxi, con la nostalgia porteña de quién sabe qué antiguo amor. Atascados por la lluvia y los coches, rodeados de Gardel y la añoranza de Ruben, taxista por la gracia de un infausto corralito.
.
"...Por una cabeza,todas las locuras. Su boca que besa,.."
.
Frio y tembloroso desciendo mi mano y elevo mi rostro hacia el tuyo en busca de tu aprobacion, sellada por un beso. La humedad empaña los cristales en la misma media que mi deseo se empañan de ti, y mis dedos perciben... el encaje de tus medias... . "...Por una cabeza, si ella me olvida qué importa perderme mil veces la vida,..."
. Con los ojos cerrados, navego por la delicada piel de tus muslos... cálidos, ocultos, blancos, suaves.... hasta que el nuevo encaje de tu intimidad marca la frontera de lo prohibido. Ruben el taxista porteño sonrie y en su imaginación añora no solo la humedad del mar del plata... . "...Pero si un mirarme hiere al pasar,sus labios de fuego otra v…

Tentacion...

Son tus ojos... cuando miran y me observan. Y al hablar, cuando giras tu cabeza, tus orejas desnudas... Tentacion es tu nuca naciendo del grácil cuello de tu blanca camisa Y tus manos gesticulando mientras sujetas nuestro cigarro ...
Tu camisa desciende, traviesa, dando volumen a tus tentadores senos y los anacarados botones se empeñan en ahuecar el lino y permitirme intuir la tentacion de su tacto
... Desprender tu jean,
que se empeña en adherirse a tu piel, y hacerlo caer a tus pies y admirar, arrodillado el explendor de tu cuerpo desnudo ...
Tentacion son tus labios... ambos y besar tus sonrisas... ambas, como tentador es el aroma de tu cuerpo y en especial el que me pertenece a mi el que ocultas bajo tu encaje negro


Tentador es saciarme de ti, una y mil noches en esta y otras mil vidas mas. (solo se puede evitar la tentacion, cayendo en ella)

Vainilla...

"De la orquidea vanilla, conocida por los aztecas como flor negra, se obtiene un potente aromatizante: la vainilla, cuyo punto optimo de sabor se alcanza abriendo por la mitad sus vainas, momento en el que libera su máximo aroma..." . No pude comprobar cómo o cuando llegabas. Te inclinaste para saludarme y la mirada de tus ojos y ese delicado aroma a vainilla me embriagaron... . A traves del travieso botón de tu camisa a rayas se intuia el encaje de tu escote. Tus manos, frágiles, describian figuras sobre la mesa del restaurante mientras hablabas de sueños... Yo, no podia dejar de pensar en la vainilla. . Lo siento, pero mientras los minutos de la comida desaparecian veloces, mi mente viajaba a traves de tu pelo... me imaginaba lavandolo entre mis manos, sumergidos ambos en un tibio baño de agua caliente; imaginaba el vapor, el calor, la textura de tu cabello, la sensible piel de tu cuello, la blancura de tus huesudos hombros... pero sabes? la delicada vainilla navegaba con el vaho,…

Dulce o Salado...

Dulce?
Besar el calor de tus párpados, la comisura de tus labios...

Salado?
Morder tu barbilla, tu nuca.... lamer tu ombligo.

Dulce?
Tus pequeños pies, lamer cada uno de sus pequeños dedos.

Salado?
La gota de sudor que desciende por tu escote y me encandila entre tus pezones, salados tambien...

Dulce?
El aroma que nace del vello de tus ingles...

Salado?
El ocaso de tu columna, allá donde surgen tus nalgas de nacar y esconden una oscura senda, mas salada aun...

Dulce.... eres tu, tu piel, tus ojos, tus labios, tus pies, la húmeda promesa que esconden tus piernas...

El amor es dulce y a veces... empalaga

Salado... es tu ombligo, tu cuello, tu espalda... lo que de animal anida en ti y en mi.... lo prohibido.

Mi deseo.... mi deseo es enormemente salado.

11 Besos: Singladura Intrépida

(reposicion para aquellos lector@s que pregunta sobre el título) 1 beso... imperceptible, virginal, tras el lóbulo de tu oreja... respiración agitada.... tu pelo anticipa mi singladura.

2 besos para cerrar uno y otro... tus párpados, cálidos... tiernos...

3 besos más, para centrar la sonrisa que esboza tu rostro... Leonardo imaginando todos tus labios.

Con 4 más... desde tu barbilla... desciendo junto al sonoro latido de tu corazón.

Otros cuatro para rodear tus rotundos senos... y un quinto, rabioso... Pizarro conquistando la cima de tus pezones: no hay vuelta atras

En fila, por el sendero de tu torso, 6 arrastrados besos... desfilando libidinosamente en ruta hacia tu ombligo.

7 sinuosos, húmedos y quedos... Ulises navegando entre tu vello... vislumbrar las islas de tus caderas, el canto de las sirenas que habitan en ellas... ansiar un refugio bajo el faro de tu blanco cuello.

8 besos, rabiosos, hambrientos ya, casi caníbales... Carlomagno conquistando las colinas de tus hombros..

9 largos... …

Apuesta...

Te seguí cuando entraste en la cocina a preparar el desayuno... (por las mañanas siempre me recibes con ese camisón que me obnuvila; colgado de tus hombros, se ciñe al volumen de tus senos y desciende, ingrávido, hasta tus caderas, donde se bambolea al ritmo de tus pasos descalzos) .
Te alzas para llegar al alto armario de tu cocina, donde guardas el tostador, me aproximo a tu espalda, y te susurro al oido:
- Si no consigo que te quites el tanga antes de 5 minutos, prometo ser tu esclavo para el resto de la mañana, para lo que desees... - Y si lo consigues? - Serás mia para el resto del dia; sometida a mis deseos....
No hubo mas palabras, solo cerraste los ojos. Activé el cronométro de mi teléfono en el mismo momento en que mi lengua recorria con lujuria tu nuca... mis dedos buscaban la humedad de tu boca para atosigar, tus herguidos y duros pezones..., atrapándolos ente mis dedos, girando con delizadeza... pellizcandolos traviesamente...
Un suspiro escapó de tus labios cuando mis dientes e…

Intermezzo...

Hoy me siento trasngresor... Deseso invadir tus límites, zaherir tus convicciones... Atada, cegada, entregada.... comienzo a deleitarme con cada unos de tus olores: el húmedo cabello que cubre tu nuca, el lácteo regalo de tus pezones henchidos, las sucintas feromonas de tus axilas, el selvático vergel de tus ingles, la promesa almizclada de tu ano... Siento tus gemidos.... pero aún necesito destilar para mi, el sabor de tu intimidad... Tus pies... mi lengua lame cada uno de tus dedos mientras sujeto con fuerza tu estrecho empeine... Mis dientes atrapan uno a uno... sientes la presion, sientes el deseo.... Uno a uno escapan de mi boca... Me situo tras de ti... muy cerca de tu sexo. Sientes mi respiración... e incluso tus pies juegan con mi virilidad... y un hilo de humedad desciende por ellos en el mismo instante que mi nariz se embriaga del dulzor de tu deseo. Pongo mis labios, mi lengua a tu disposición. Juegas con tus caderas para sentirme donde deseas, pero mis dedos se afanan por excit…

Vacaciones...

Todo llega.
Al menos en España se inician las vacaciones de verano. Durante unos dias intentaré que Carlitos tome un descanso en las paradisiacas playas de Cadiz. Volverá muy pronto y volvera cargado de sol, mar, yodo... y unos cuanto langostinos de Sanlucar y camarones de la isla....

Debo agradeceros todos los comentarios del post anterior: los públicos, los privados, los anonimos... Sois fantasticos.

El tiempo lo cura todo y con la ayuda de este merecido descanso, prometo terminar mis relatos pendientes con mas calor, sabor, olor y sensibildad... (y quizas algo de sexo...jeje)


11 enormes besos. Nos vemos en 15 dias

Placer del Olfato....

Ensalada de rúcula con mozzarella fresca de bufala; aliño de aceite de oliva virgen de aceituna picual, aceto de módena y sal marina. Dos carabineros a la plancha de segundo. Todo ello regado con un cava nature helado... Sombra y brisa.
Antes de la comida... Ana habia accedido a desnudarse ante mi (hoy solo disfrutaba el olfato...). Tomé de sus manos cada una de las prendas que fue tendiendo: la escotada blusa roja, el ajustado mini short negro, el mínimalista tanga negro. Antes de depositarlas en el armario recorrí con mi nariz cada costura, cada pliegue, cada rincon, cada gota destilada por su ahora desnudo cuerpo: de la blusa, el olor de sus axilas (fresco, rotundo, joven); de sus short las feromonas de sus ingles (una escitante mezcla con fondo a cerezas maduras) y en su tanga, escruté el pequeño triangulo púbico (fondo libidinoso de datiles con miel... ) y la linea de negro tejido hendido entre sus nalgas (rotundo bouquet de almendras amargas).
De pié, en la habitacion, comencé a …

El placer del olfato... Prologo

La caja estaba a su nombre.... como las mañanas anteriores:
Una nota: "Te espero a las 4. Comeremos juntos. Te hara falta esto"
Junto a la nota un rollo de celofan transparente, de los usados en la cocina.
En la caja del rollo un pequeño post-it amarillo: "Ven sin duchar, por favor"

El placer de la vista (2)

Los brazos, la espalda, los senos de Ana se llenaron de hojas, volutas, formas vegetales, pajaros, figuras.... que Teresa trazaba diestramente con su pluma impregnada. Cada trazo, cada detalle, cada mancha de henna, cada correccion... infringia una concentrada sensacion en el cuerpo de Ana que se erizaba por momentos. Sus gemidos se derramaban por la habitacion. Teresa se habia despojado de su camiseta y postrada sobre el cuerpo de Ana, dibujaba ahora un motivo tribal alrededor de su ombligo. Yo, desde mi destierro sensorial era capaz de oler a traves de mi mascara el celo de ambas mujeres, su sudor, su placer, su necesidad...
Ana no apartaba la vista de la television que reflejaba mil veces ampliado cada detalle del dibujo de su cuerpo. A cada paso, Teresa, manipulando el zoom de la cámara, enfocaba un seno, el otro, el ombligo...su sexo abierto. Desde la pantalla Ana observaba con cuanta precision y sensibilidad se deslizaba la pluma impregnada en la tinta, cómo Teresa mannipulaba su…

El placer de la vista... (1)

Ana llamó a mi puerta unos minutos antes de la hora señalada. Llevaba mi caja entre sus manos. - Hola, llego pronto? - En absoluto, te estabamos esperando
El plural intrigó su mirada.... mantuvo su indecisión en el quicio de la entrada mientras me aproximaba a su mejilla para depositar un suave beso - Teresa está en la terraza. Confia en mi - En nuestro trato no había invitados - dijo fria - Tampoco se prohibian. Entra, toma un helado con nosotros y decide luego
Con paso decidido y sin soltar su caja, se dirigió a la terraza. Fuera estaba Teresa, una joven amiga mia: hermosa y exuberante de mirada transparente...
- Ana te presentó a Teresa. Es más que una amiga para mi y la mejor tatuadora que conozco...
Teresa se brindó rauda a saludar y besar a nuestra invitada mostrando una explendida y amplia sonrisa, acorde con su explendido y amplio escote...
La naturalidad de los gestos y de la situacion, con una bandeja de helado de leche merengada y otra de dulce de leche.... tranquilizó el gesto de An…

El placer de la vista.... prologo

Anoté las instrucciones para nuestro proximo encuentro y las dejé a su nombre en la recepcion del hotel, junto con una pequeña caja: . "Ana, nuestro proxima cita es mañana viernes. Debes traer todos los objetos de esta caja, puesto que los necesitaras.
11 besos. Carlos"
.
En la caja: dos correas de esquisito cuero negro, un pequeño bote de henna, unas pluma y una cámara de vídeo.


El primero de los placeres: el oido (2)

El café en la terraza se alargó hasta la puesta de sol. Mis orejas destapadas percibieron como disminuia ligeramente la temperatura. - Es el momento Oí como terminaba de beber las ultimas gotas derretidas del café helado, recogia los objetos de la mesa de la terraza. Extendí la mano para que me ayudara a entrar. Cerró las cortinas tras acceder al interior y me dejó con delicadeza en un sillón junto a la cama que yo habia preparado al efecto. A partir de ese momento, cerré los ojos bajo mi máscara intentado escrutar con mi mente el significado de cada sonido... - Sabes.... no pensé que este juego me tendría tan excitada... si pudieras ver, lo notarias en mi ropa interior. Percibí nútidamente como bajaba la cremallera de su jean. Sentandose en el borde de la cama terminó de despojarse de el y creí apreciar cómo lo tiraba sobre el suelo. El silencio posterior solo lo pude interpretar: estaba desnudandose por completo... El sonido de la apertura del vibrador me lo confirmó: estaba introducie…

El primero de los placeres: El oido

El acuerdo tácito era el siguiente: yo fijaria la ropa, cómo, cuando, donde.... a partir de ahi, ella cegaria mis sentidos innecesarios ese dia y "ejecutaria" mis instrucciones... . Para el primer encuentro (quizas el más dificil: amar, desear y sentir sólo con mis oidos...) preparé una pequeña lista y los accesorios: el encuentro se iniciaría en la terraza de mi habitación; a las 20:30; tomaríamos un helado picado de cafe negro; sobre la mesa yo tendria a su disposicion: un regalo (un body blanco de la perla ), un pequeño vibrador y unas pilas usadas. Las instrucciones sencillas: tomar el cafe conmigo hasta la puesta de sol, desnudarse para vestirse sólo con mi regalo; situarse cerca de mi y no levantarse, bajo ningun concepto, hasta alcanzar su climax. . Tuve que irme a la playa hasta una hora antes del encuentro para relajarme y sosegar mis sentidos (entre otras cosas). A las ocho y media, esperaba su llamada en mi puerta: suite 1025. 10 minutos tarde sonaron sus nudillos en…

El placer de los "5 sentidos"... Preludio

Consumí las siguentes horas devanando mi cerebro con una inmensa madeja de placeres, sabores, olores..... Debía planificar cada paso, cada peticion, cada decision para tejer la estrategia de cada encuentro y exprimir al maximo el "placer" que se me brindaba.


La decision mas dificil fue seleccionar el orden en que subimaria cada uno de mis cinco sentidos en cada uno de los cinco encuentros propuestos.... al final me decidí por el orden adecuado:

- dia 1: oido

- dia 2: vista

- dia 3: olfato

- dia 4: tacto

- dia 5: gusto

... y comencé a preparar mi primer encuentro: "el placer del oido"




El placer de "los 5 sentidos"...

Tenia plena consciencia del tipo de mujer que ella representaba en mi vida: "tipo inalcanzable". Ana, antigua compañera y amor platonico desde entonces era el tipo de mujer de "rompe y rasga" que se codea con lo mas esquisito de la sociedad. Mis lujos a compartir con ella podrian alcanzar una romantica escapada a Petra (Jordania) en vuelo regular, y cada 5 0 6 años. Su circulo de amigos viajaba en jet a comer a Paris, a Londres o a Roma casi todos los fines de semana. En resumen; Ana es ahora tan inalcanzable para mi como fué todo lo contrario durante los primeros años de universidad, cuando me acompañaba en todos mis desvarios: senderismo nocturno por Gredos observando estrellas, acampada nudista en Cadiz, veranos de interrail por la europa del este... Y sin embargo, el esquivo destino hizo que este verano, ambos coincidieramos... Suelo veranear en Cadiz, cerca de la antigua playa nudista, pero ahora en una lujosa urbanizacion. No me gusta la playa pero el paisaje …

capricho...

Mi capricho.... eres tu: Mi capricho es que cieges tus ojos al mundo, a la luz, al entorno, ...a mi...
Mi capricho es que, desnuda, recorras tu cuerpo.... lo dibujes con tus dedos ... que explores de ti aquello que mas te gusta.... que con tus dedos impregandos en tu saliva.... pellizques, indages, incites, excites, invadas, penetres, abras......
Mi capricho es, que en esta habitacion... busques tu mas oscuro placer... que tus dedos abran tu intimidad y se afanen acariciando el centro de tu placer...
Mi capricho es, que impregnes nuestra calidad estancia de tu olor, del olor que desprende tu excitado sexo... el olor que emana de mezclar mi lasciva saliva con los humores de tu abierta intimidad...
Solo pido dos breves caprichos mas...
que humedezcas tus dedos en mis labios.... ... y que me permitas beberte cuando te derrames, inundarme de ti, de tu olor y tu sabor.... y en mi caprichosa orgia... quizas puedas inundarme varias veces mas....
Es mi capricho

Olores... y 3ª

Preparandome para la tercera y última... imaginando cómo se desnudaria esa tercera mujer... me explotó en el olfato un intenso aroma... Mi rostro estaba anegado por un buque desconocido... afrutado... ágrio quizas... recordandome el sabor del yogur acido turco... Mi confusion era total: estaba ella desnuda? junto a mi? No intuia ninguna presencia cercana... mis sentidos a flor de piel me traicionaban.... el olor se balanceaba frente a mi... inexcrutable. Mientras mi sangre abandonaba mi cerebro para anegar la inmensa ereccion que se blandia entre mis pantalones, intentaba discernir la situacion. No habia oido cómo aquella enigmatica presencia se desnudaba: lo hizo antes, quizas durante las pruebas anteriores. Si eso hizo.... solo podia ser porque en el silencio de la habitacion, la observacion de sus anteriores compañeras, de mi... de las pruebas... de los besos de las caricias.... habia estado excitandose al igual que yo. Pero.. por qué no podia reconocerla? ese aroma... Durante los añ…

Mi dos pasiones: mujer y arquitectura

estimado cliente.... cuál es la escalera de sus sueños ???

Olores: 2ª prueba....

Mis oidos alcanzaron a escrutar el comienzo de la segunda prueba: ropa que desciende sigilosa... leves pasos desnudos que se encaminan hacia mi... el imperceptible silencio de la nueva dama que se aproxima a mi cegado rostro.
Me mantuve a la espectativa de que esta nueva fragancia se aposentara, tomara cuerpo en mi olfato. Comencé la "cata" aspirando profundamente; percibía los aromas pero con dificultad; sobre un fondo de canela y almendras amargas percibía el fondo de las feromonas destiladas por su sexo.... mmm
Acerté a precisar que no tenia el sexo de la dama a escasos centimetros de mis labios, tenia la flor acre de su ano, y de fondo, el aroma de la humedad de su excitado sexo. Dificil eleccion (la ereccion era más facil: hacia tiempo que me coronaba). Recurrí a la metodología de la seleccion por rechazo: qué mujer de aquellas cinco sería incapaz de exponer su ano a mi: cuatro candidatas perfectas y evidentemente solo podria ser Marta, mi maravillosamente anal Marta.Me m…

Olores (1)...

Mi antigua mania de meterme en lios y entuertos me jugaba de nuevo una mala pasada. Bastante pasada la medianoche, rodeado de penumbras y algo de alcohol, comenzó aquel juego de preguntas y verdades y por alguna razón... Ana, la mas intrépida, tuvo que preguntar por mi olfato, mas concretamente por mi memoria olfativa.
- Es cierto que eres capaz de distinguir a una mujer solo por su olor?
Por supuesto que era capaz de reconocer a las mujeres que conocía, por el aroma de su ropa, por su olor personal....
- Y serias capaz de reconocernos a 3 de nosotras solo con olernos?
Las miré detenidamente. El grupo lo conformaba antiguas y recientes amistades, mas jovenes y menos... pero mujeres identificables para mi olfato.
- Si... si hay premio, claro.
Instantes despues me encontraba tendido sobre la cama, completamente a oscuras, mi cabeza asomando ligeramente boca arriba de un lateral, mis ojos tapados y mis manos atadas. Las tres mujeres estaban en la habitacion, a oscuras, conmigo. La situación e…

Premio Dardo 2.008

“La I Entrega de Premios Dardo 2008 se abre paso entre un gran elenco de Premios de reconocido prestigio en el mundo de la literatura, y con el reconoce los valores que cada blogger muestra cada día en su empeño por transmitir valores culturales, éticos, literarios, personal, etc.., que en suma, demuestra su creatividad a través su pensamiento vivo que está y permanece, innato entre sus letras, entre sus palabras rotas”. "Calida Sirena" acaba de premiarme con este Dardo-2008. Es el primer premio de este blog. Gracias Sirena

las 4 musas...

ESCULTURA
modelar parsimoniosamente cada uno de tus volumenes...
DANZAgirar, susurrar el lance, marcar el embite en un baile de caricias..... PINTURA esbozar con mis dedos el rastro indeleble de tus luces... pero aun más de tus sombrasMÚSICAacompasar rítmicamente cada caricia, cada frontera, cada límite...

Fruta....

Atado... atado de pies y manos en el centro de tu cocina. No recuerdo cómo comenzó, pero ahora estoy desnudo en el centro de tu cocina, mientras tu has ido a to dormitorio. Oigo cómo deslizas cajones, abres y cierras puertas....
Entras en la cocina arrojandome tu indiferencia. Desnuda abres el frigorifico y husmeas entre las bandejas. Con una pequeña fuente de fruta en la mano, te giras hacia mi. Coges un taburete bajo la mesa y lo colocas girado frente a mi. Te sientas en el: piernas abiertas y tus antebrazos apoyados en el respaldo; comienzas a morder sonoramente una manzana mientras me miras a los ojos.... fijamente..

El brillo salpica tus retinas mientras continuas mascando la fruta. Detras de ti, en la bandeja, un peuqeño cesto de frambuesas, alguna naranja...

Los minutos pasan; con tu actitud calmada pero desafiante vas terminando los ultimos restos de la pieza... sin dejar de mirarme, limpias tus labios con el dorso de la mano en un gesto mitad grosero mitad animal, pero brutalmen…

Mi vieja lavadora...

Todo el mundo que viene a mi casa, disfruta de la calida luz que inunda sus estancias, acoge con mayor o menor entusiasmo la gama cromatica: el gris marengo apomazado de los suelos, el rojizo iroko de las puertas, el blanco roto de las paredes..... a muchos incluso les fascina la cocina con esos lacados en azul antracita... pero cuando visitan el cuarto de plancha, con mis viejos muebles donde guardo mi vieja ropa de viejos recuerdos y sobre todo mi vieja lavadora, todo el mundo critica que aun conserve ese trasnochado y antiguo electrodomestico... - Tontos - No saben que lo que me fascina de mi vieja lavadora es eso... su vejez: sus correas estiradas de los mil y un lavados... su torcido eje chirriante y sobre todo.... su oscilante, quejumbroso y sonoro centrifugado. - No saben que algunos dias, cuando regresas a mi casa, sujeto tus muñecas y te llevo a ese cuarto en penumbra que huele a sabanas limpias... te desnudo con premura... con lascivia.... con lujuria.... y como un animal en ce…

Frio....

La ventisca detuvo el remonte... nieve, hielo, agua, el frio gélido... y los dos, estraños, atrapados en aquel telesilla balanceando por el gélido aire del norte.
En el remonte, cada uno optó por el lado opuesto... separados... Con el paso de los minutos, decenas, unidos por la adversidad, nuestras miradas embadurnadas de hielo compartieron la decision razonable: nos encontramos en el centro para abrazarnos y protegernos algo mas del infiernal frio; Yo la rodeé con mis brazos y hundí mi rostro junto a su cuello, ella se acurrucó entre mi. Profundamente desconocidos y sin embargo... allí estabamos abrazados, buscando el calor del otro... 

El aire congelaba mi cuerpo, pero estrechado aun mas contra ella, comencé a reconocer el olor de su ropa, de su cuerpo, de su pelo,.... me estremecmí aun mñas cuendo ella se deshizo de sus guantes para introducir bajo mi ropa sus heladas manos.... primero tímidamente... despues buscando directamente el contacto directo con mi piel:
- Lo siento, pero me …

Te ataré...

Ataré tus muñecas con el cordon de mi albornoz, ....para que te sientas prisionera. Tapáré tus ojos con tu camiseta negra, ....para que te sientas vulnerable Desnudaré tu sexo, pero solo un poco, para que te sientas aún más desnuda... Así, prisionera, vulnerable y desnuda, susurraré en tus oidos... comenzaré a lamerte... deslizaré mis dedos por cada rincon y por cada pliege, mi lengua se deleitará con cada sabor, mi nariz se embriagará con el aroma que desprenda cada parte de tu cuerpo... Enhiesto y embriagado por ti... te tomaré salvajemente te poseeré con desesperacion... hasta que me derrame en ti una y mil veces y comparta contigo, con mi sexo en tu boca el sabor de nuestra lujuria

Celebracion...

Ella estaba sobre mi cama... y yo bebiendo Cava.... pero, cómo habia llegado a ese punto?

Había llegado a pasar las Navidades al hotel; para los solitarios no hay nada peor que los expureos sentimientos de paz que irradian los "navideños" durante estos dias. Seleccioné un Hotel de muchas estrellas, mucha calidad de instalciones y spa, y como habia previsto, con una escasa ocupacion (algun solitario como yo, supongo...)
Desde el mismo dia en que llegué me fijé en ella. Nada más entrar en mi habitación llamó a la puerta y se presentó como la responsable de la planta donde me alojaba... aunque la respuesta era sencilla, verla vestida de uniforme, amable, cortes.... y preguntando mis necesidades, desencadenó un ligero estertor en la base de mi cuello:
- De momento creo que no, gracias - Si tiene cualquier necesidad..... no dude en llamarme. Y lo dijo recalcando el "no dude"... o al menos eso imaginé.
Los dias pasaron lentos: mucha piscina, mucha sauna.... internet para segu…