16 noviembre 2009

Madrid...



Te esperaba sentado, en el sillón de cuero junto a la ventana, con mis gafas oscuras como única prenda. El mensaje era nítido: "hab. 1350_la puerta estará abierta"...

- Pensaba que estarias esperandome, dijiste mirando mi reposante falo.

- Te estamos esperando ambos, si traes tus bragas en condiciones. ¡ Quitatelas ahora ¡

Tus manos hurgaron bajo tu falda y decendió un sucinta prenda que fué enrrollandose al recorrer tus piernas...

Me las arojaste con un gesto indolente. Aun de pie ante mi, me mirabas mientras escrutaba con mi olfato tu tanga...

- No vuelvas a estrenar ropa cuando vengas a mi.... Hueles a perra en celo... y me gusta

Sonreiste cuando el ultimo comentario se acompañó de unapequeña convulsion en mi sexo, que comenzaba a despertarse...

- Quitate la falda solo.... y acercate a la ventana.

De camino al balcon abierto depositaste la falda sobre la colcha. La terraza, en una primera planta, tenia una explendida visión sobre el ingente bullcicio de la Gran Via...

- Los codos sobre la balaustrada y las piernas abiertas - exigí

- Eres un puto cabron

Arrojé dos cojines en el suelo y sentandome sobre ellos, de espaldas a la balaustrada, mi cara se situó a la altura de una sucinta tira de vello que marcaba el camino a un empapado sexo. Con largos y lentos lametazos fui acercandome a sus otros labios mientras mis manos, estrujando sus carnosas nalgas, las entreabrian para facilitar mi trabajo...

- Eres un cabrón. Se supone que me debo correr asomada a este balcon? Delante de la Gran Via?

Mi contestación no fue literaria aunqué si usé mi lengua para trasnmitirla... girandola alocadamente sobre su clitoris en una ligera caricia apenas perceptible....

- Juro hacertelo pagar.....

Y mientras Madrid paseaba por debajo del balcon, abriste tu culo a mí, al policia municipal de la esquina, a los taxistas que esperaban junto a la Red de San Luis... y te pusiste puntillas para hincar aún mas tu sexo en mis labios... y cerraste los ojos al mundo y te derramaste en mi... envuelta en sonoros estertores...


Madrid... es la suma de todos.

3 comentarios:

POEM dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
POEM dijo...

jajaj

qué bueno!!!

mi tanga que huele a agridulce y a Opio te lo arrojaré a la cara con un gesto indiferente pero una mirada
de provocación.

Anónimo dijo...

la suma de todos?
exigo y quiero lo mismo!!
cAthie