14 febrero 2007

Añorar lo que nunca se tuvo...

Te añoro... y nunca fuiste mia.

Mis dedos... añoran tu contacto, recorrer la fina piel de tu cuello, dibujar el contorno de tus senos, esbozar el nacimiento de tu oscura aureola, percibir la creciente dureza de tus pezones...

Mis ojos... añoran la vision de tu cuerpo, desde el suelo, vislumbrar tus infinitas piernas, percibir tus definidos muslos, intuir su húmedo encuentro.... imaginar el incipiente vello, el sinuoso trazo de tus labios.... tus otros labios

Mil veces he reconocido el sabor de tu intimidad en mi boca... he imaginado su espesa dulzura, que se acrecienta cuando estas al borde de tu placer... me he imaginado bebiendote a sorbos... escrutando todo tu sexo para libar hasta tu ultima gota... y ahora, que nunca te he probado, añoro tu sabor

Mi sexo, que nunca fue tuyo.... añora poseerte... desea que vuelvas a acariciarlo como nunca lo hiciste... que lo beses como nunca pudiste hacerlo... que lo situes a la entrada de tu ser, te abras ligeramente...y te empales con él.... que lo hundas dentro de ti, como nunca antes te penetró...

Añoro derrarmarme en ti, para ti y dentro de ti y que tu lo hagas en mi.... como nunca antes lo hicimos.

11 febrero 2007

El cumpleaños de LIU (4)


-Regresa esta noche a la 12:00, estaré yo sola en el restaurante. Te esperaré aquí mismo.
Sin mediar mas palabras se retiró de espaldas a mi, llevando la caja en sus manos y cerrando la puerta tras de si.... Por alguna razon el rubor se asomó en mis mejillas... estaba solo y sin embargo tenia la sensacion de haber roto un sello, de haber transgredido una norma y de que mi conciencia no estaba muy de acuerdo con ello... Instantes despues abandonaba el restaurante con la mirada clavada en el suelo. Las horas hasta la medianoche se me antojaron dias y a las 11:30 deambulaba alrededor del local, nervioso, esperando que llegara la hora. A las 12 en punto el cartel luminoso del exterior se apagó y por la puerta salieron anonimos empleados y cocineros con el paso raudo... De nuevo mis mejillas enrojecieron cuando deslicé cuidadosamente la puerta. Dentro todo estaba a oscuras... las sillas recogidas sobre las mesas... el olor de la fregona humeda aun inundaba el salon... al fondo, junto a mi reservado, la luz tilileante de unas velas iluminaban el suelo desde el interior.... al aproximarme, puede apreciar ropa colgada en el quicio, a la entrada... el sujetador tenia un fino encaje alrededor de la copa... por alguna razon, lo cogí para olerlo... aun estaba caliente. Me asomé al interior.... y Liu esperaba dentro, tan solo vestida por mi collar...

- Hoy cumplo 21 años. Esto significa que de he de cumplir con mi padre casandome con el hombre que el ha elegido. El honor de mi familia esta en mi; he de honrar la palabra de mi padre, y honrar al hombre que va a ser mi esposo. Este regalo que me has hecho, sera la unica posesion que tenga en mi vida y por lo tanto es de un inmenso valor para mi. Debo corresponder contigo ahora, hoy, para no estar en deuda contigo despues de casarme. Solo te pido que no hagas nada... permiteme honrarte como te mereces.

Mi garganta se secó cuando Liu empezo a hablar... mis ojos apenas pestañeaban para no perder ni un segundo la vision de su cuerpo desnudo... mi cerebro hacia minutos que era incapaz de discernir... Al menos, cuando Liu se arrodilló ante mi y comenzó a desnudarme, algunas "aprtes" de mi cuerpo parecian funcionar correctamente.

Con Liu en el suelo me sentí prisionero de su embrujo, de su hechizo.... ya desnudo, me besó los pies delicadamente.. y fue ascendiendo... toda mi sangre estaba ya acumulada en mi miembro, cuya ereccion me sorprendió incluso a mi... Liu recogio con sus manos mis testiculos... y con besos casi infantiles fue recorriendo cada pliegue, cada poro, cada rincon hasta llegar el nacimiento de mi glande. Con la punta de la lengua dibujo su inicio, rodeandolo... mientras sus manos, habian accedido a mi culo y lo acaricaban lascivamente... sin previo aviso, Liu clavó las uñas en mis nalgas, y el consiguiente respingo hizo que yo la clavara a ella toda mi verga en su boca.... al relajarme unos segundos, volvió a hundir sus uñas en mi originando de nuevo que mi glande accediera hasta su campanilla..... en el quinto intento de "marcar" mis nalgas, me derramé abundamente en su boca, de donde, no salíó ni una pequeña gota.

- Gracias por compartir conmigo tu esencia. Ahora estaremos unidos para siempre. Por favor echate en el suelo y dejame continuar..... esto solo ha sido la bienvenida.

05 febrero 2007

El Cumpleaños de Liu (3)

Despues de "derramarme" aquella salsa y observar como Liu, arrodillada ante mi, limpiaba delicadamente mi abultado tiro, fui incapaz de pensar en ella sin que mi entrepierna campara alegremente por sus fueros... Tenia que "abrir" y mostrar mis sentimientos hacia ella... y conseguir a su vez su reciproca "apertura". El plan no tenia vuelta atras: habia que morir..... o perder la vida.
El dia G estaba a punto de comenzar. Accedi al restaurante algo mas temprano de lo habitual llevando una pequeña caja... Liu me observaba desde el otro lado del local y esperó unos minutos para atenderme. Abrio la puerta tan delicadamente como la cerró tras de si:
- "El señor ya sabe lo que desea tomar?"
Y tanto que lo se: deseo tomarte a ti, deseo besarte, deseo recorrerte, deseo oler tu cuerpo, deseo vislumbrar tus oscuridades mas intimas, apoderarme de ellas con la fuerza de un animal en celo, derramarme sobre, en y para ti..... y deseo....
- "Desearia Pato Pekines y una ensalada de algas y soja"
Liu asintió amablemente con la cabeza y se dispuso a salir..
- "Pero antes, si me lo permite, desearía entregarle un objeto..."
A pesar de que su gesto, sabiamente entrenado desde niña, no mostró ni un gramo de incertidumbre, en sus ojos ásomaron gotas de intriga y espectacion.
- "¿Como dice, señor?"
- " Si. Desde hace meses cuidas de mi y de mis deseos con un celo esquisito. Creo que debo corresponder a tu delicadeza y atención..." Sin esperar más deposité en sus blancas manos una caja de terciopelo rojo.
Durante largos segundos Liu no apartó la vista de la caja, quizas sopesando su proximo paso. Dubitativa dirigió su blanca mano a ella, y muy lentamente la abrió... dentro surgió explendidamente matizado por una base gris un hermoso collar de perlas naturales sin norte, engarzado por un fino hilo de oro blanco...
- "Señor..... yo no puedo...."
Claro que puede. Acababa de mover mi ultima pieza del ajedrez. Su admitía el regalo, un regalo personal y directo, su educacion y cultura la dejaba en deuda conmigo; debia corresponder a mi regalo con una ofrenda de igual valor y significado.... aunque tambien, podia recharzarlo y no tener "penosa" carga. "Alea jacta est" .
Yo, por "mi parte", tenia claro que regalo suyo superaba con creces mi simple detalle.... y creo, que ella tambien.

02 febrero 2007

El Cumpleaños de Liu (2)

Dia tras dia acudí a comer al restaurante de Liu, llegando a convertirme en un experto para el punto perfecto del Pato Pequines y apreciando las distintas variedades de rollitos vegetales... Por fin un dia, apunto de desistir en mi libidinoso intento, el azar me sonrió. Segun me dirigia hacia mi reservado, pude escuchar cómo el como el cocinero comentaba con ella los tres dias que faltaban para su cumpleaños. Como si de una señal divina se tratara, aquella celebracion debía ser el punto de inflexion en nuerstra yerma relacion, pero para ello debia trazar la estrategia que me condujera al exito.... o sea, a Liu, al fragil cuerpo de aquella mujer que habia succionado mi cerebro y que febrilmente imaginaba succionandome otras cosas mas mundanas y tangibles...
Acudiendo de nuevo a las fuentes ciberneticas obtuve un importante punto de ventaja, un punto de informacion, el punto que me haria ganar Waterloo frente a la impavida mujer... Durante los dos dias siguientes, antes del cumpleaños, planifique a la medida todos los actos y movimientos... solo pensar en como se entregaria Liu... en la languidez de sus brazos, la dejadez de sus piernas abiertas... la vision de su oscuro ano y mas abajo el inicio de la espesura de su sexo... imaginarmela en aquel reservado totalmente entregada a mi.... a mis mas oscuros y libidinosos deseos...
- Desea algo mas.... señor
Lui habia entrado mientras ensoñaba sus nalgas y entre mis piernas yo blandia una prominente ereccion que la hizo ruborizar a ella, y a mi, azorado a su vez, verterme encima los restos del cerdo con almendras que aun no habia terminado...
- Permitame caballero... Lui se arrodillaba ante mi con su pequeña servilleta en la mano, en un intento de limpiar...... mi lujuria..