29 junio 2006

Hambre de Ti...

Tu tacto
tu olor
tu sabor...
Todos mis sentidos, sublimados por ti....
y mis sinsentidos.... tambien.

25 junio 2006

Cita (3ª parte)

... a medida que presentia su placer, me esforzaba en mantenerla ocupada en el mio sobre todo para postergar su placer e incrementarlo. Pasaron largos minutos de movimientos, roces, sudores.... Su alocado orgasmo arrodillada ante mi, origino una serie de lamentones y jadeos convulsos sobre mi henchido glande, que no tardó ni un segundo en derramar toda su esencia en su boca.
Tras unos segundos de quietud me levante hacia al baño y cerré la bañera para coger apenas un palmo de agua tibia.
- El baño está listo: ven.
Apareció ante mi, y sin mediar palabra alzó su pierna para entrar en la bañera...
- Espera... Debes entrar en el baño y mantener tus piernas fuera del agua. Apoyalas en el borde
No hubo ningun tipo de reparo. Se introdujo en el baño y una vez dentro, me arrodille junto a sus piernas. Cogi uno de sus pies entre mis manos y mientras lo sujetaba por el talon con la mano izquierda comencé a masajear e sus pequeños dedos, del menor al mayor, con suaves movimientos circulares.
Con los ojos cerrados ella, se mantenia entre el aletargamiento del tibio baño y la excitacion de su reciente orgasmo. Unté la mano derecha con un poco de gel de cuerpo y la bajé a su gemelo, masajeandolo vigorosamente con mis dedos indice y corazon... a la par empecé a lamer suavemente sus dedos... por delante... por detras... recorriendo lentamente el espacio entre ellos... Continue mi masaje por la parte posterior de la rodilla... el muslo.... y a la par saboreaba y mordisqueaba de nuevo todos los dedos de su pie... Mi mano continuo el masaje aproximandose a su sexo... mientras mi lengua recorria el contorno de su pie...
Su respiracion comenzó a agitarse justo cuando, cambie de pierna e inicié el mismo juego. Su excitación iba en aumento; el reciente orgasmo mentenia su sexo todavia sensible y al finalizar el masaje, y mientras mis dientes jugueteaban con sus dedos... abrí ligeramente el agua tibia de la ducha y dirigí los borbotones que salian del telefono sobre su vello. Con el agua tiubia calendo sobre su sexo... y con sus pies mordisqueados por mi... mis dedos empezaron a rodear su clitoris. El agua en su aleatoria caida, a veces mojaba sus labios... otras se introducia entre ellos... a vecs contactaba directamente con el henchido boton de su placer.... mientras esta caricia era aleatoria, mis dedos contribuian al masaje con un ritmo especialmente lento.
El baño tibio se convulsionaba con sus movimiento, y los jadeos denotaban cierto reproche por la falta de un contacto mas directo que la dirigiera a su ansiado orgasmo. Era consciente que ambas caricias se suplementaban, pero que la falta de un ritmo preciso, retrasaría mucho su la llegada de su placer....
En un momento dado sus dedos se avalanzaron sobre su sexo en un intento de acalerar el proceso.
- Retira tus manos... todavia no puedes tocarte. No tengas prisa, amor. Te repito que tengo mucha noche por delante.

21 junio 2006

Cita (2ª Parte)

La ensalada apareció y regrese las manos a la mesa. Todos mis movimientos fueron deliberadamente lentos intentado postergar el deseo que afloraba de ambos.... Una vez terminada la ensalada nos trajeron el pescado.
- Ah, no.... el pescado te lo daré yo a comer....
- Me pone nerviosa que me den de comer; parezco una chiquilla - me adujo con desden
- No es mi problema lo que puedas parecer.... come o vete.
Sin mediar mas palabra, acerqué a su boca un pequeño bocado de pescado.... mirandome a los ojos se inclinó hacia el cubierto... mientras abria sus labios una de sus manos se disparó hacia mi ingle.. y tanteando mis testiculos los agarró nada delicadamente diciendo... me lo pagaras.
Sin amilanarme, aunque un poco apretado en los bajos, volvi a presentarle un nuevo bocado... todo con mucha ceremonia y parsimonia...
- Escucha, tras la cena, regresaremos a la suite. Allí deberas demostrarme cuanto me deseas... mientras yo te retiro las bolas si me lo demuestras adecuadamente. Entonces te presentaré un nuevo amigo que te he traido. Es de silicona, es grande y de color rosa..... ah y se me olivadaba: con dos pilas en el interior..... Has entendido bien??
Mirandome con rabia en los ojos, asintió mientras masticaba en silencio... la presion de su mano disminuyó en lo que entendi como gesto de aprobacion.
- Buena chica.... luego el postre.

La cena terminó tarde no sin antes haber recorrido nuevamente sus labios con mis dedos y haberme deleitado con el manjar de su humedad en varias ocasiones. Durante la vuelta, de la mano.. volvimos a ascender por la escalinata del parque... es cada nuevo peldaño, sus parpados se cerraban al sentir la vibracion de las bolas.

Una vez en la suite, encendi todas las luces posibles.... Desnudate, pronto.... sin rechistar comenzó a despojarse de la ropa mientras yo me dirigí al sillon que ocupaba la esquina de la sala... desabrochando mi cremallera libere la erección que inundaba mi sexo desde hacia horas...
- Arrodillate junto a mi y demuestrame cuanto me deseas....
Sin media palabra se acercó al sillo, y una vez de rodillas recogio entre sus manos mi miembro... recorriendo con sus dedos mi longitud y descubriendolo con suavidad... mientras empezaba a besarlo yo dirigí mi mirada a sus balncas nalgas, que en esa posicion lucian exultantes.
- Continua tu tarea... mientras yo te recompensare en funcion de tu interes...
Mis manos comenzaron a recorrer su espalda descendiendo hasta sus nalgas... las acaricié primero con timidez... luego con lascicivia. Tras el sillon habia dejado el vibrador de silicona
- Este es uno de tus regalitos... le dije. Ella lo iro con ojos sorprendidos... pero al momento volvio a concentrarse en lamer de nuevo todo mi sexo.
Empezé a recorrer la espalda con aquella lanza de silicona que sujetaba con mi mano derecha... descendi con ella a sus senos, rodeando la aureola conecte el boton de vibracion, marcha suave... al instante noté como sus pezones ya estaban enhiestos y como su boca aumento la presion en mi miembro... mientras me entretenia con sus pezones, los dedos de mi mano izquierda habian continuado su viaje por las nalgas y estaban rodeando juguetonamente su ano.
Descendí el vibrador hacia sus muslos, recorriendo con él la zona donde terminaban sus muslos... muy proxima a su sexo, pero sin tocarlo.... me acerque a su vello, me aproximé a sus labios rodeando su clitoris... el aumento de la succion sobre mi glande fue maravilloso.... poco a poco fui aproximandome a su sexo, pero sin tocarlo nunca diractemente... hasta que presente el vibrador entre sus labios, sin apenas abrirlos, muy cerca de su extremo, junto al clitoris... y a la par lubrique con mi saliva mi dedo indice presentadolo a su vez en la entrada de su ano.
- Tienes una decision que tomar. Como notarás, tienes a tu amigo rosa junto a tu sexo... a punto. Yo no voy a moverlo; si lo deseas sentir dentro, deberas moverte para conseguirlo... pero hay un problema... tienes mi dedo luricado junto a tu ano: cuando te muevas tambien te penetrará. La decision es tuya, y el placer que consigas tambien lo será. Mientras mantangas tu boca en mi sexo yo te ayudaré en tu placer.....
Durante unos segundos detuvo su lengua y se mostró indecisa..... pero al cabo de ellos, un alocado movimiento de caderas hizo que tanto mi dedo como el vibrador se hundieran en ella...
La noche solo acababa de empezar

20 junio 2006

Cita (1º Parte)

Las condiciones de la cita eran claras. Ella debia hacerme caso en todo; solo deberia decir un "no" y me detendria de inmediato. La cita eran en la recepecion del hotel donde yo habria reservado una suite. Aparecio puntual; falda y top blanco, sandalias de tira... pelo suelto y recien lavado... maquillaje inapreciable... perfecta.
-Sube conmigo debes arreglarte- la dije poniendo a prueba su disposicion. Sonrio y sin decir palabra alargo su mano en gesto complaciente: Vamos, se limito a responder.
Una vez arriba, la situe junto al balcon para poder admirarla detenidamente: era una mujer explendida.
- Te he traido varios regalos que quiero usar... poco a poco. El primero son estas pequeñas bolas chinas. Dame tu tanga, saldremos a cenar sin el.... quiero que uses las bolas hasta que regresemos. Me miro con una medio sonrisa, pero con decision sujeto su minusculo tanga haciendolo deslizar primero por una pierna y luego por la otra. Extendiendo la mano me lo entregó a cambio de unas bolas plateadas con hilo blanco.... sin apartar la vista de mis ojos, oculto sus manos bajo la falda para introducirse las bolas..... mientras yo saboreaba el blanco aroma que desprendia la tela que minutos antes estaba junto a su sexo.
- Ya esta... espero haberlo echo bien. No te preocupes, le respondí.... ya lo comprobaré mas tarde en el restaurante...
El paseo, de la mano, hasta el resturante fue muy agradable. Paseamos por el parque, bajando por la escalinata que lleva a la tarraza del restaurante.... cada escalon fue una delicia en mi imaginacion y supongo que lo fue aun mas para ella...
Una vez sentados pedi la cena: ensalada de espinacas frescas con queso de cabra y trocitos pequeños de bacon.... de segundo dorada a la espalda. Cava Anna brut nature bien frio... Situados uno junto al otro deje disimuladamente la mano sobre la botella de cava... Como estas? me miro y susurrando me respondio: caliente.... bien, es hora de comprobar si esas bolas estan en su sitio.... con los dedos helados por el cava, descendí hasta sus muslos... que con el frio contacto se agitaron....
-No ¡¡¡, estan helados...- mascullo entre dientes, pero sin moverse apenas. El vello estaba muy corto y enseguida dieron paso a sus labios... humedos y calidos.... y entre ellos, surgia una de las bolas.... delice el frio indice por su intimidad hasta que desaparecio el frio.. y entonces ladeé cuidadosamente la bola originando nuevas vibraciones en su interior.... y un breve y callado gemido en ella.
- Aun queda mucha noche.... no tengas prisa

15 junio 2006

Cena de Empresa.

No soy nada propenso a las comidas de empresa porque son siempre deparan alguna sorpresa (mala o buena) y la cena en la que me encontraba es estos momentos, va camino de ser apoteosicamente aburrida.
Una vez finalizados los platos y postres, la luz se atenuó, empezaron las copas y las mesas se fueron desalojando. LLevaba mirandote toda la noche y toda ella tu me devolvias el lance con una sonrisa. Cuando la cucharilla del café se cayo bajo la mesa y me agaché a por ella, pude contemplar tus explendidas piernas. Tu postura denotaba languidez, relajación inhibición... Y, de repente, eché de menos no estar mas cerca de aquellas nacaradas columnas.
Y por qué no..., poco a poco me deslícé anonimamente bajo la mesa. La estridente musica y la tenue luz protegieron mi incursion. Me aproximé a tus piernas y una vez situado junto a ellas... comencé a recorrerlas suevemente con mis manos hasta alcanzar tus muslos... Ni te moviste ni te apartaste y lo traduje como un "adelante". Decidí acercarme aun mas y para posar mi mejilla, en un gesto cuasi infantil, sobre tu pierna, bajo el mantel. Ante mi, en la confluencia cosmica de tus piernas inacabables, estaba un pequeño triangulo color chamapgne. En mi rostro sentía la tersitud y la calidez que desprendia tu piel, y mis dedos empezaron a juguetear sutilmente con la tela de tu tanga... recorriendo su costura... arriba y abajo.... enredandome suavemente con tu vello... sintiendo como se va elevando la temperatura de este peuqeño espacio... y como, de manera disimulada, estas inmovil mientras mantienes una vacua conversacion con la gente que te rodea... y yo... posado en tu pierna, observando tu intimidad, escrutando con mi nariz su timido aroma y en espera del resultado de mis caricias.... ahora, una vez que el ambiente bajo tu falda se inunda de un suave olor a almendras, introduzco un poco más las yemas de mis dedos dirigiendolas hacia tus labios... el reducido ambito en el que muevo mi mano origina un estrecho roce con tu sexo... y ahora que por fin alcanzo a percibir la comisura de tus labios, tus otros labios, asciendo tímidamente... despacio... por ellos hasta localizar el pequeño mirador que lo domina... asomado en su pequeña atalaya, y detecto con mi tacto tu clitoris... henchido.... por el momento solo lo intuyo, lo rodeo con cuidado y asciendo mis dedos en una ruta circular para rodearlo sin tocarlo, si rozarlo... de momento
Tu respiracion se agita y de manera incosciente separas un poco mas tus piernas.... Con mi rostro situado bajo el mantel, percibo dentro de tu falda como aumenta la humedad... el calor... cómo se eriza tu piel y en el ambiente los humores empiezan a almizclarse. Es momento de ocuparse del boton de tu placer: pero antes dirijo mi dedo indice y corazón a la estrecha cavidad que ocultan tus labios... hay que ser muy cuidadoso y con la mayor delicadeza que poseo, los introduzco muy levemente en su interior... inmediatamente percibo tu excitacion en forma de humedad... debo penetrar un poco más y lo hago muy lentamente percibiendo con cada milimetro como aumenta la cálida humedad con que los recibes.... Ya es momento de depositar ambos dedos, plenos de tu humores, sobre tu clitoris... lo noto enhiesto, aun algo escondido.... necesito liberarlo suavemente de su proteccion... y con mis humedos dedos lo pinzo traviesamente entre ellos. Das un pequeño respingo... y cuando comienzo a tililearlo... a circundarlo.... nuevos pequeños respingos acompasan mi juego... Noto como tensionas tus pies elevando los talones.... como tus gemelos endurecen.... como empiezas a estercharte en mi mano.... necesito espacio para poder bailar mis dedos alrededor de tu placer y ladeo tu tanga... observo como la tira se introduce un poco entre tus nalgas y mi travieso dedo gordo se dirige hacia tu ano, no sin antes darse un baño en la creciente humedad de tu sexo...
Debajo de la mesa... apoyado en tu regazo... mis dedos juegan con tu clitoris y con tu ano... Tu "pequeña muerte" está proxima y el baile de tus caderas, acompasanadose con mis caricias me lo anticipan.... es el momento que deseaba: me detengo por completo originando tu perplejidad.
- Como te pares, te mato- me dijiste mientras tu mano sujetaba mi muñeca.
- Que es lo que quieres de mi?- te respondi travieso
- Ahora: correrme en tu mano. El resto es cosa tuya
Inmediatamente comence un alocado baile alrededor de su clitoris, acompasado con la excitacion superficial de su ano..... mientras el resto compartia bailes y copas... ella y yo compartiamos algo más especial.....
Su orgasmo origino un pequeño rio sobre mis dedos, inundando con su aroma todo el interior de la falda y la mesa.... sus piernas se relajaron, sus pies se asentaron y las piernas se abrieron cansadamente.... Saliendo de la mesa, me sente a su lado, y mirandola a los ojos dirigí mis dedos indice y corazon a mi nariz.... disfrute el aroma que los rodeaba y los besé...
- Te toca - le dije. Y tras sentarme en la mesa, ella desapareció con una sonrisa de medio lado.
Quizas al final, vuelvan a gustarme las cenas de empresa

07 junio 2006

Dibujame...

Dibújame... me dijiste

Te dibujaré con mis dedos...
te dibujaré con delizadeza..
deslizando el pinzel de mis labios sobre ti.
.
Me apoderaré del perfil de tus nalgas
conquistaré el firme volumen de tus senos
ascenderé las cimas de tus caderas
descenderé a la sima de tu sexo
ingadaré sus pliegues
recorreré su longitud, su grosor...
recogeré con mi pincel su olor,
...y su sabor.
.
Y cuando tenga conmigo toda tu intimidad
dibujaré en ti todo el color de mi deseo,
transformado yo,
en el más enhiesto y viril pincel
y tu, metamorfoseada
en el más suave y valioso lienzo
que pintor alguno pudiera desear
para inmortalizar su arte... su deseo... su amor